jueves, 24 de noviembre de 2011

Piuuuuu

De Elwin:

Volveremos a pasear por la orilla de todos nuestros defectos, arrastrándo con nosotras los obejtivos incumplidos y nuestra filosofía de poca monta, para embarcarnos después en esa piragüa de la que a mí tanto miedo me daba caerme y en la que tú, valiente mentirosa, fingías vencer con equilibrio. Volveremos a cansarnos al rato de empezar los días, a entendernos con resquicios de incomprensión. Me dirás que esta boca es mía y yo te diré que hiciste bien en aprender a cerrarla. Nos sacudiremos del polvo de los recreos pasados aprisa entre vuelta y vuelta. Vendrás para hablarme de cosas que ya no me gustan, y que quizás nunca me gustaron tanto como a ti. Te diré que nuestras hadas se convirtieron en mujercitas de la vida moderna porque habían querido beberse todo el néctar pero al no saciarse nunca, optaron por aferrarse a la realidad y pensar que lo bueno existía en ratitos pequeños, como aquella noche de sonrisas y lágrimas, como tu gorro rosa fursia y mis ansias por averiguar el misterio que el detective nunca consiguió resolver. Y volveremos a casa por el caminito bien aprendido, dando gracias a todo lo vivido, pensando en los pocos pero anhelados momentos con los que sabemos que podemos contar.

1 comentario:

Elwin dijo...

Te quiero.
Este jueves repetimos :)